The Surge paso a paso (IV): sin jefe pero sudando

Continuamos con nuestra aventurilla robótica. Esta vez una fase que no tiene jefe final. Qué chachi, ¿no? Pues no. No tiene jefe final porque es una fase dura, que se puede hacer cuesta arriba si no vas bien preparado. Y con nuevos enemigos: los lanzallamas y… los perro-escorpiones. Soñarás con ellos.

Estación cielo azul (aunque te vas a poner negro)

Sube por las escaleras de la derecha, gira a la izquierda (no sigas de frente), sube las escalerillas y ya estás en un CentroMed. Bien, ¿no? Por algo será…

Bien, vamos ahora de frente y baja las escaleras, donde iremos a las cloacas.

Un nuevo amiguito: ET, Wall-e, Cortocircuito o, simplemente, “robot con brazo”. Es durillo, pero en cierto modo “fácil”, pero lo bueno es que puedes dejarlo patrullar de arriba abajo y pasar de él, aunque suele detectarte rápidamente. Al fondo te darás un susto al romperse las cajas y aparecer un robot. Como sea sube las escaleras y allí te esperan unos drones voladores y otro robotito. Mátalos porque tu objetivo es ir al fondo, a donde el ascensor, y girar a la izquierda matando la peña que ahí hay para poder sobrecargar un circuito de energía. Ahora sí podrás usar el ascensor.

Arriba, en cuanto salgas, te recibirá un loco de las garras. Como siempre procura bloquearle y contraataca. Cuidado al romper las cajas con la emoción porque hay dos drones escondidos de esos de rayos láser. Lo bueno: hay en la zona un recuperador de salud e inyecciones. Si existe es porque la zona es jodida con diferencia, así que no lo celebres.

Baja las escaleras hasta el fondo y tendrás enfrente a un tipo con martillo y a la derecha un loco de las garras. Paciencia.

¿Hemos dicho paciencia? Desde aquí tienes una panorámica muy bonita… de dos escorpiones-perro o perro-escorpiones, como los quieras llamar. El truco está en darle en la cola y esquivarlos pero te lo advertimos: vas a sudar sangre. ¿Nuestro consejo? Más vale cobarde vivo que valiente muerto.

Te recomendamos que desde las escaleras te vayas a la izquierda y rápidamente, corriendo y esquivando (cuidado que no te salten encima) encuentres un agujero en el suelo y allí te tires. Hala, a tomar por culo los perros-escorpiones.

En los laboratorios ignotos

Sigue por el único camino y cuidado con los enemigos que se están haciendo el muerto, así como otro robotito. Lo suyo es bajar las escaleras hasta que veas a un robot vigilando vitrinas (pluriempleado). Por allí hay un circuito que hay que sobrecargar y al fondo te recomendamos que salgas pitando al ascensor de la izquierda porque por allí hay pululando un perro-escorpión. Llegarás al invernadero, en donde debes seguir avanzando. Cuidado con los enemigos embozados. Lo importante llegará en la sala clima euroasiático. Ojo aquí.

Atrae primero al dron y después al humano. No importa cómo lo hagas debes de tener cuidado con el escorpión dormido y haz que solo quede el escorpión patrullando al fondo. Por tanto, no vayas a dar palos a lo loco, pues puedes darle, despertarlo, y con dos a la vez la cosa se pone más que cuesta arriba. Gasta lo que tengas que gastar porque después de vencerlo debes activar el terminar y desbloquear la puerta, en donde estarás en el patio donde estaban los perros-escorpiones patrullando. Sin embargo, aparte de un atajo, no habrá escorpiones, sino unos nuevos enemigos: los lanzallamas. Asustan pero ni de lejos son tan difíciles como los perros-escorpiones, sin duda uno de los enemigos más duros.

Clima, clima, clima, clima tropical: clima tropicaaaaaaal

Tu objetivo es ir a la derecha desde donde sales y abrir la puerta. Dentro, en el clima tropical, vence al dron y entra en la siguiente habitación con un humano y un… sí… lo esperabas… ¡otro puto perro-escorpión! Baja las escaleras y para los túneles. Aquí otra vez te saldrá un robot tras unas cajas pero no hay problema.

Bombeando la bomba del “amol”

Aquí ve recto y te encontrarás a dos bomberos toreros intentando entrar en donde la doctora. Mátalos y pasa por la puerta, donde está la doctora Chávez, que te dará un núcleo (y un Trofeo). Con esto podrás piratear puertas a distancia. Ahí mismo al salir en esa puerta ya lo practicas. Es un atajo para volver a la Central de producción B. Enhorabuena: has sobrevivido a este infierno de fase.

Próximamente, el resto del recorrido. Por cierto, cualquiera es libre de copiar esta guía, pero por favor, di de dónde la has sacado si lo haces. Solo eso pedimos. Nos vemos.

Anuncios

1 Response to “The Surge paso a paso (IV): sin jefe pero sudando”



  1. 1 The Surge paso a paso (VIII): Fin + Recapitulando | Frikadasmil Blog Trackback en junio 16, 2019 de 3:31 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.





A %d blogueros les gusta esto: