A puñetazo limpio

Hoy vamos a hablaros de un manga. Y, para no hablar de lo actual, que todo el mundo más o menos conoce, queremos hacerlo sobre un clásico que deberíais haber ya leído. En general, cualquier aficionado al cómic y al manga lo debería haber hecho: el legendario El puño de la Estrella del norte, de esa época genial del género de acción. Manga clásico de los que ya no se destilan (ahora parecen hechos en serie) para adultos.

Cuando en los 70 y en los 80 en el manga se ponían, se ponían. Si era para adultos, así sería: desnudos, lenguaje soez y una violencia extrema. Si es posible que un anime como Ninja Scroll no se vuelva a repetir, es posible que este tipo de manga, casi que tampoco. Y decimos casi porque todavía hay por ahí algunos valientes, como Gantz, que le meten caña a este mundillo del género de la acción, un tanto adormecido e infantilizado, con un poco de sangre y violencia. Y si hay uno que marcara el inicio más brutal, sin duda es este El puño de la Estrella del Norte, especial no sólo por sus diseños o uso del entintado, sino por su misma concepción en sí misma: guionista y dibujante por separados, algo raro que Taniguchi y pocos más han hecho.

El argumento es de sobras conocido: tras una guerra brutal, el mundo es un yermo lleno de bandas de asesinos y ladrones que abusan de los débiles. En este mundo, Ken, un hombre misterioso que posee siete heridas en el pecho, impone la paz allá donde va con un estilo de lucha legendario: el Hokuto-no-ken o “estrella del puño del norte”. Su ambientación, a lo Mad Max, estilo pos apocalíptico, le viene que ni pintado.  Sigue (o mejor dicho, le siguen) esa línea de la acción violenta ochentera: Los caballeros del Zodíaco, Dragon Ball… es decir, enemigos cada vez más fuertes, personajes secundarios, acción a raudales. Arriba hemos nombrado algunos ejemplos, pero quizá el actual (y abierto manga) que mejor le sigue como ejemplo, como heredero legítimo y genial, sea el también aquí comentado Berserk.

Visualmente es espectacular. Llama la atención su poca utilización de tramas u otros elementos típicos del manga (más allá de las páginas coloreadas que a veces se introducen en los mangas y que en España nos comimos en blanco y negro). Por el contrario, se hace uso del entintado al más puro estilo cómic, evidente en los cabellos o algunos ropajes. Un “todo a mano”, por así decirlo, que suele ser muy poco normal en el manga japonés. Algo así se podría decir también, quizá, en el diseño de personajes, pero no es tan raro en el contexto de la década que se hizo, melenas al viento, trazo duro incluido. Posee algún que otro diseño ligeramente desproporcionado adrede para dar sensación de peligrosidad, de machotes en violenta misión (con esos brazos alargados, torsos anchos y piernas estrechas, y no contemos ya los gigantes). El protagonista es claramente Sylvester Stallone en la infravalorada Cobra, esa locura de los ochenta, y que algunos llaman la acción en la Era Reagan (algo de eso hay aquí también en este manga).

El guionista es Yoshiyuki Okamura, conocido por su alias “Buronson” y otros (este tipo usa más alias que un espía), guionista de otro éxito como fue Sanctuary, y, sobre todo, Tetsuho Hara, diseñador y dibujante que tocó techo con esta obra y su continuación. Porque sí, amigos, pocos saben que hubo una continuación  llamada El puño del cielo azul, basada esta vez en la guerra sino-japonesa y no en el futuro (una especie de precuela/mundo paralelo con personajes comunes y otros no, algo un poco raro, protagonizada por el tío de Ken). Incluso ha sido anunciada una secuela de la secuela: El puño del cielo azul: Re: Génesis.

Este manga llegó a España en los 90, al calor del éxito de Dragon Ball. Pero al calor de Akira llegó su película anime en el 86, pero que aquí llegó en los 90 también, por MangaFilms, fantástica adaptación (aunque muy incompleta) del gran Toyoo Ashida, quien unos años antes dirigiera Vampire Hunter D. Ha habido también serie, otras versiones OVA con más partes de la saga. Y, por supuesto, videojuegos, tal fue su éxito: desde su primer juego para SNES que vimos (y que nosotros vimos con ansia viva en las tiendas cuando llegó a España), aunque ya había debutado en la mítica NES, u otras consolas (Black Belt para Mayster System II), la última en PS3, de facto el último juego que jugamos para esa generación, al nuevo creado por el Yakuza Team de SEGA y que tiene una pinta tremenda. No vamos a enrollarnos más porque este no es un especial de El puño de la Estrella del norte, pero que veáis que sigue totalmente de actualidad. Sigue siendo un mundo vivo.

El puño de la Estrella del Norte es un manga en B/N y Color de 27 tomos con guión de “Buronson” (Saku, Nagano, Japón, 1947) y dibujo de Tetsuho Hara (Shibuya, Tokio, Japón, 1961) que en España es imposible casi de encontrar como no sea de segunda mano. Se rumorea que la licencia, durante años en el limbo, ha sido adquirida por PlanteaDeAgostini Cómics, que podría publicar la llamada Extreme Edition japonesa (gran volumen, lujo, color, episodios inéditos en España nunca publicados  y menos tomos, unos 15 o por ahí).

ACTUALIZACIÓN: Sí, Planeta se ha hecho con los derechos para 2019:

MANGA COMENTADO:

Buronson y Tetsuo Hara (ed. 2019), El puño de la Estrella del Norte, Planeta de Agostini Cómics, Barcelona.

(haz click en el enlace para saber más o comprarlo si te interesa por AMAZON)

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .




Categorías


A %d blogueros les gusta esto: