Películas para estas fiestas (III)

iceTercera edición de “Películas para estas fiestas”. Ya sé que no hemos sido todo lo puntuales que debiéramos en este blog con esta sección, pero ya son dos años que os recomendamos películas. Tanto en la primera como la segunda entrada, os proponíamos películas para estas fechas con espíritu navideño pero no exentas de mala leche e interés cinéfilo, ya sean porque son rarezas excéntricas ya sea porque son buenas películas.

Bueno, pues aquí va la lista, una mezcla de animación, cine independiente o humor absurdo. Y recordad: en este blog las vemos en versión original subtitulada, por lo que es posible que algunos detalles no coincidan exactamente con otro tipo de versiones.

Tangerine (Sean Baker, 2015, Color)

La película transcurre en Nochebuena. Dicho así pega en esta lista, ¿verdad? Sin embargo, hemos decidido incluirla porque es una Nochebuena atípica, en Los Ángeles, dando todo el sol en la cara y, además, los protagonistas son tres personajes de un barrio concreto: un taxista armenio y dos transexuales. De hecho el guión trata sobre ello: uno de los transexuales, que ha salido de cumplir un mes de cárcel por líos de drogas (es una prostituta), va en busca de su novio que, cree ella, se ha liado con otra mientras estaba fuera. Mientras, el armenio, engaña a su familia con las prostitutas de la zona y la otra amiga intenta que vengan a verla debutar como cantante en un bar de mala muerte. Una tragicomedia que recibió multitud de premios, rodada por Sean Baker, director conocido en los festivales de cine independiente que es, ante todo, una forma distinta de ver una realidad distinta. No es fácil convertir una historia trágica y dramática en una comedia con encontronazos, diálogos imposibles y situaciones humorísticas.

Una curiosidad (1): la película, de 88 minutos, está rodada íntegramente con el concurso de tres iPhone 5s.

Sólo amigos (Roger Kumble, 2005, Color)

Su director, famoso por películas como La cosa más dulce o Crueles intenciones nos presenta un guión de Adam “Tex” Davis, que parece obsesionado con las películas navideñas (está preparando otra), en el que un muchacho, Ryan Reynolds, está enamorado secretamente de su mejor amiga, Amy Smart. Pero está gordo y se burlan de él, por lo que no puede llegar a declararse y jura ser un triunfador y no volver jamás a Nueva Jersey. Lo consigue, y mientras viaja en avión privado con la pesada estrella del pop Anna Faris (que lo clava), tienen un accidente y ha de pasar la Navidad en su barrio, volviendo a ver a antiguos alumnos y a Amy con la que, lógicamente, querrá volver a ligar.

Ryan Reynolds realizaba en esta época este tipo de películas, siempre como “frescales” y cara dura, con su toque romántico y de muecas al estilo del imbécil de Jim Carrey (como La proposición, con Sandra Bullock), pero que después de estrellarse en taquilla ha tenido un bajón que ahora espera recuperar en Deadpool, de Marvel. Como sea, está muy bien, y las risas que te pegas en determinados momentos son impagables (atención a los enfrentamientos con su hermano, Chirs Marquette, o a los créditos finales). Ella es Amy Smart (conocida por ser una de las protagonistas de la mítica Starship Troopers), pero que nos recordó a Joey Lauren Adams, protagonista de Persiguiendo a Amy. La tercera en discordia, Anna Faris, ha tenido participación en películas de interés como Lost in Translation o Brokeback Mountain pero que en realidad todo el mundo recuerda por protagonizar la horripilante saga Scary Movie. Es una comedia disparatada, pero divertida, en donde los actores están muy bien y todo funciona sorprendentemente bien.

Una curiosidad (2): Reynolds ha sido protagonista en Blade: Trinity, en Linterna verde, y tuvo una primera aproximación en X-Men: Lobezno orígenes al posterior papel protagonista que va a desarrollar en Deadpool (que seguramente hará muy bien al recuperar el papel de payaso del principio). Por tanto, ya es oficial: el mayor friki cine-cómic de la historia.

La cosecha de hielo (Harold Ramis, 2005, Color)

Esta película transcurre durante una Nochebuena en Wichita, Kansas City. En ella, Charlie Arglist (John Cusack), abogado de la mafia, junto con su compañero Vic (Billy Bob Thornton), deciden robarle 2 millones de dólares a la mafia local. Deben aguantar, debido al mal tiempo, toda la Nochebuena sin llamar la atención. No obstante, por si lo sospechabais, la mafia se da cuenta… y empieza el lío.

Buena película de crimen/comedia con el protagonismo absoluto de una estrella de la época (John Cusack, al que los jóvenes del lugar no conocéis pero era omnipresente en la taquilla) y dirigida por Harold Ramis, creador y director de, entre otras, Los cazafantasmas y Atrapado en el tiempo. Precisamente Harold Ramis dota a la película de una fotografía especial (parece de los 90´s), con su toque de humor a su estilo inconfundible (atención al amigo de Charlie Arglist, que coge una borrachera de campeonato y que da lugar a los momentos más surrealistas de la película), con un guión que apenas nos lleva a dos o tres sitios que vamos visitando durante toda la larga noche y a los que se vuelven a distintas horas.

Junto con los dos citados protagonistas tenemos a Connie Nielsen (danesa que lleva la tela de tiempo en los Estados Unidos, ahora que están de moda los protagonistas provenientes de los países nórdicos), conocida por ser la mujer de Máximus en Gladiator y, últimamente, por haber sido una secretaria/”amiga íntima” del gobernador Florrick en la serie The Good Wife.

Una curiosidad (3): la película usa cíclicamente una frase absurda en la que se meten con el lugar en donde todo transcurre, Wichita. Es debido a que la película está basada en una novela de Scott Phillips, originario de allí.

Pesadilla antes de Navidad (Henry Selick, 1993, Color)

Película estrenada en plena traca final del “cine de palomitas”, obra maestra que en su momento causó sensación por ir enfocada a un público no juvenil, y que aunaba el musical estilo Disney pero con una estética de terror made in Tim Burton. Sí, porque el amado/odiado a partes iguales Tim Burton, apasionado y practicante de la pintura y del dibujo que trabajó para la Disney, en auge tras las dos Batman, Bitelchús o Eduardo Manostijeras, hace las veces de productor y guionista, pero metió la mano en muchas decisiones, incluyendo el tono oscuro que hizo, según algunas fuentes, que Disney, que la distribuía, pidiera recortar las partes (más) oscuras. Además, se hizo con la técnica del “paso a paso” o “stop motion”, que es un género que nos encanta (y a Burton, aficionado al gran Harryhausen), el que era el 3D de la época (Toy Story llegaría en el 95). Como sea, parece que Burton se resarció con La novia cadáver y Frankenweenie, muy recomendables también, y ya dirigidas por él. La película arrasó en taquilla y hoy es una película de culto. Pero el director también tiene que ver, ¿eh? Especializado en animación de cortos, después realizaría Jack y el melocotón gigante (otro Jack) y, sobre todo y ante todo, otra obra maestra de la animación: Los mundos de Coraline, que os animamos a ver pero ya, también salpicada de terror y basada en una novela del gran Neil Gaiman.

El argumento es que Jack, el encargado de montar Halloween en Halloween Town, pero cansado de hacer todos los años lo mismo, descubre en el mundo real a Santa Claus, al cual secuestra y pretende imitar. Mientras descubre el sentido de la Navidad, va liando un follón de padre y muy señor mío, hasta que todo, como no podía ser de otra forma, se resuelva.

Una curiosidad (4): Todos los actores de doblaje de la película son profesionales, pero la voz de Jack, cuando canta, no es el mismo doblador del resto del film sino, atención, de Danny Elfman. Sí, has oído bien: el mismo que hace la banda sonora de la película, famoso compositor de bandas sonoras, se nos mete a cantante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: