Dark Souls DLC El abismo de Artorias paso a paso (II): hasta el Municipio de Oolacile

Pues bueno, tras los requisitos para entrar en el DLC de Dark Souls llamado El abismo de Artorias comentados en nuestra anterior entrada, toca ahora esta segunda parte de la guía, donde aprenderemos a llegar hasta el primer boss que está tras el Jardín Real: el propio caballero de Artorias.

Nos habíamos quedado tras haber descansado en la hoguera que nos recibe nada más entrar en este DLC. Y, para que sepas que esto no va a ser un paseo, primer boss nada más dar un paso. Prepárate porque este boss es una monja comparado con lo que sigue.

Leoncio el Cabroncio

Este boss es el guardián del santuario. Y no es broma, puesto que de la facilidad con la que lo mates, sabrás si tienes nivel o no. Es decir: si lo matas a la primera, a la segunda o a lo sumo a la tercera, tienes nivel. Si no… más te vale irte, puesto que los boss de esta zona exigen el mejor equipamiento, las mejores armas y al menos nivel 70. Lo suyo es que dejes este DLC para antes del final del juego, cuando ya has despejado las cuatro nieblas doradas (te recuerdo que a esta zona, a diferencia del Mundo Pintado de Ariamis, puedes entrar y salir cuando quieras).

Para vencer a este Jefe, como para todos los de este DLC, te recomiendo que olvides eso de la fuerza bruta en plan loco con mandobles a diestro y siniestro. Los jefes de esta expansión son rápidos, muy rápidos, y te pueden tumbar, por su fuerza, de tres toques. Fíjate bien en el león (su cola te puede envenenar, así que ve de frente) y procura ponerte al lado. Sí, has leído bien. Y es que si te vas lejos empezará a lanzarte rayos que, en un momento dado, se transforman en una auténtica metralleta de bolas imparables. Lo mejor que pues hacer es rodar o protegerte para llegar a su lado. Una vez a su lado, y presuponiendo que tienes resistencia y stamina en condiciones, párate o esquiva los dos o tres zarpazos que da desesperado. Ese es el momento, cuando pare, de atacar. Si hace esto y cuando te hiera te alejas y te curas (pero rapidito, que vuela hacia ti o te tira rayos), podrás vencerle. Eso sí, presupongo que le estás dando con lo más fuerte que tengas.

 Si el león se pone a tu lado y se encarama sobre sus dos patas, huye o rueda, porque es un ataque que te revienta la barra o te hace volar por los aires la stamina. Si vas bien preparado, no tienes que tener problemas (nosotros en este blog, justo cuando le quedaba un toquecito de nada y lo íbamos a matar a la primera, se nos quedó el personaje enganchado en una de las ramas del suelo y nos mató. Pero a la segunda cayó sin problemas). Una vez vencido, coge su alma y sigue adelante, no hace falta que regreses a descansar.

El Jardín Real de Oolacile

Y hemos dicho que no hace falta que descanses porque aquí tienes una hoguera tranquilizadora. Alrededor de esta especie de santuario hay una seta. Sí, has leído bien: una seta con ojos. Es parecida a los enemigos del Jardín Tenebroso o a los de la Ciudad Infestada si tiras para hacer el pacto del dragón. Pero esta seta es “güena” y además parece que capitalista: es vendedora. Puede no aparecer si antes de entrar aquí te has cargado a Oolacile. Habría un objeto llamado Seta de Oolacile o algo así en su lugar, que no sé para qué coño sirve. Por los alrededores, por las tumbas esas de estilo budista, habrá una Humanidad y poco más. Bien, salgamos de aquí.

Cruzamos el puente, y nos encontramos un gran montículo de piedra con dos caminitos. Vamos por el de la izquierda, todo pegado a él, e ignorando el bosque central. Llegaremos a una especie de prado con flores y todo un puto ejército de árboles extraños con tijeras y un gigantesco guardián que da hostias como panes. Yo si fuera ustedes, los ignoraba y tiraba por el único camino posible. De nuevo, sabrás que vas bien, porque un gigantesco dragón negro (que más adelante habrá que enfrentar) se posa en el puente. No hace nada, sólo chulea y se va. Tiramos por el estrecho pasillito de la montaña y llegamos al bosque pero por la parte de atrás. Ojo con los agujeros del suelo. El que aquí escribe se dio un par de buenas hostias. Penetra en el bosque (de nuevo pista: sabrás que vas bien porque los guerreros árboles están podando otros árboles en esta zona. Sí, sí, has leído bien: podando. ¿Relación sexual en Dark Souls? Dejémoslo ahí xD), y dirige tus pasos al único edifico que hay. Ponte encima del botón en el suelo y toma el ascensor.

Al llegar al fondo, verás frente a ti una niebla, a tu derecha un pequeño puente y a tu espalda un camino. Pues bien, vamos por el puente. Ahí está, apoyado en la pared, V de V de Vendetta. No es verdad, pero se le parece. V vende distintas cosas, entre otras, humanidades y flechas. Bien, seguimos y nos metemos en el ascensor que está más adelante. Al subir, vuelve a montarte y baja. A partir de ahora, tenemos un enlace. ¿Y cómo llegamos ahí si morimos? Te lo explico: desde la hoguera donde está la seta vamos recto, cruzamos el puente, subimos el camino de la izquierda ya citado pero esta vez, no vamos pegado todo el camino a la izquierda, sino que debemos ir recto, entrando en el bosque, y vemos que en el fondo se ve un edificio en ruinas. Ahí está el ascensor. De nuevo, el camino, aunque ya corto gracias al enlace, está lleno de enemigos y por tanto, si quieres ir rápido del enlace al Jefe, debes hacerlo corriendo. Cuidado al entrar al edificio en ruinas, porque mientras pisas el pulsador y viene el ascensor, te han podido seguir y darte un palo, lo que unido a que inexplicablemente bajan los frames, te puede dejar al descubierto.

Bueno, pues una vez explicado esto, nos dirigimos a la niebla, en esa especie de coliseo para enfrentar al boss de área. Ya sabes, que si quieres puedes explorar, pero recuerda que en este blog siempre buscamos pasarnos este juego de la manera más fácil y directa que se pueda y dentro de lo posible.

El caballero de Artorias: sufre mamón

Esta batalla es, con mucho, la más difícil que te habrás encontrado hasta ahora en el juego. Me atrevo a decir que por encima de Ornstein y Smough. Y es que Artorias, con un solo brazo (el otro lo tiene roto y su escudo, además, si lo has hecho con el alma de Sif, lo tienes tú) es “demasié pal body”: de una hostia te enviará a tu casa. Y como se ponga a dar saltos te pondrá el culo rojo. Es fuerte, es ágil y… tiene una resistencia kilométrica. Aquí tienes que venir con algo fuerte, muy fuerte, o le harás cosquillas. Nosotros somos piromantes y con el guante a ++3 (el equivalente a +18, para que nos entendamos) le quitábamos con Gran Combustión 160 y con Gran Bola del Caos 225. Sin embargo, hay un problema (una vez más): su rapidez. La Gran Bola del Caos aquí es inútil, puesto que es tan lenta su ejecución que te enganchará o te esquivará. Y casi tres cuartos de lo mismo con Gran Combustión. Lo intentamos de todas las maneras posibles, y al final cayó así: desnudos completamente para rodar muy rápido (las protecciones, a Artorias, se las suda, pues te va a quitar igual cantidad de vida, al menos que tengas un escudo guapo) y con una alabarda de cristal a +3. ¿Por qué una alabarda de cristal? Pues primero porque es un arma que puede encontrarse fácilmente en Anor Londo sin necesidad de tener un ascua de cristal. Si quieres saber dónde está, se encuentra al lado de la primera hoguera de Anor Londo custodiada por dos gigantes dentro de un cofre mimic. En cuanto al ascua de cristal, está en los Archivos del Duque, antes de salir hacia la Cueva de Cristal. Como sea, y si te has quedado en el punto de enfrentarte al jefe final, en el Horno Primigenio, allí habrá caballeros (de hecho el primero que te encuentras o el tercero por orden estricto) que farmean un 100% de fragmentos de titanita, necesarios para subir el arma. Por tanto, esta arma es fácil de encontrar, es fácil de subir, no necesita excesiva fuerza y destreza para llevarla (además escala con estas dos estadísticas, dándole a Artorias unos palos cercanos a 250) y, sobre todo y ante todo, es larga, muy larga, y podrás atacar de lejos al cabrón de Artorias. Lo malo que tienen este tipo de armas, eso sí, es que se rompen con mucha facilidad (apenas tienen 20 de resistencia) y no pueden ser reparadas (mucha gente las usa por eso para los PvP o momentos especiales… como este).  La única manera de repararlas, y esto es un “truco”, es subiéndolas. Pero claro, esto tiene un límite. No obstante, no te preocupes: cada intento con Artorias sólo te la romperá en 1 punto, con lo que tienes 20 intentos (y si la subes y entonces se repara, otros 20 intentos más).

Bien, resumiendo: estamos a nivel +75, en pelotas, con nuestra alabarda de cristal +3 y a dos manos. Entramos en la niebla y lo enganchamos con R3. Aquí viene lo gordo, el saber cómo ataca. Te lo voy a explicar:

-Salto desde el quinto coño (puedes intentar que no te lo haga si no estás muy lejos). Lo que tienes que hacer es como con el gordo de Anor Londo: antes de que toque suelo, gira. Pero para un lado. Si te da, di adiós a este mundo cruel. Dominar este ataque lo es casi todo.

-Saltitos. Si hace uno, cuando pare, te alejas, pues puede revolverse. Pero por regla general da tres seguidos. Haz lo siguiente: saltito, tú ruedas a un lado, saltito, tú ruedas a un lado, saltito, tú ruedas a un lado. Y ahora ¡ataca! Y gira hacia atrás un par de veces. Este es el mejor ataque suyo para ti sin duda, pues es fácil de esquivar y te deja tiempo para darle.

-Espada en círculo. Gira hacia atrás y aléjate.

-Espada recta en plan locomotora. Cuando casi te vaya a dar, gira hacia la derecha y atácale. Después gira hacia atrás o te puede tirar agua y cegarte.

-Ataque como espantando moscas. Igual que en Espada en círculo.

-Mandoblazo al suelo. Igual que en Espada en círculo.

Bien, has aprendido estos ataques, parece que le vas quitando, apenas te ha dado un toque… ¡anda que no eres tonto! ¿Te creías que ya está? ¡Pues no! Llegado a un punto se apartará de ti y comenzará a concentrar un aura a su alrededor. Ahora es más fuerte, aunque lo positivo es que sus ataques son iguales. Muchos aprovechan para echarle magia o atacar en ese momento, pero no te lo aconsejo porque hace una especie de explosión que te tirará hacia atrás. Lo mejor que puedes hacer es aprovechar tú y tomarte un estus, para tener la barra siempre a tope. Es lo mejor.

Bueno, pues con estos consejos y mucha paciencia, lo lograrás. Repito: mucha paciencia. No corras, no te precipites (aunque le quede un toque puede matarte) y sólo bebe estus cuando ocurra lo de arriba descrito. No intentes beber a destiempo, pues por experiencia te digo que te matará. Si te queda poca vida, jódete. No intentes beber sino esquiva y esquiva. Morirá con el armamento descrito arriba en unos 12 toques. Pero hijo mío… ¡qué largos son esos 12 toques! NOTA: Una cosa que me funcionó muy bien fue fijarme en él todo el rato, sin desviar mi mirada al escenario, a la vida suya o a la propia, en plan hardcore loco enviciado.

Esto lo hizo my brother, que intentó algo de fino estilista. Antes, habíamos intentado, conmigo a la cabeza, la versión tanquegilipollas: con Carne Férrea, armadura de piedra, las piromancias más fuertes, estus a tutiplén e inamovibles delante suya. Sí, se le llega a quitar media barra relativamente fácil, pero más allá de ahí, no duran ni tus hechizos ni nada de nada. Por lo tanto, creemos que la estrategia tanque no funciona. Por lo menos, a nosotros no nos funcionó.

Una vez muerto coge su alma, que después será válida para otros secretillos y vamos “p´adelante”, para el Municipio de Oolacile (aquí habrá otra hoguera).

Hasta aquí la segunda parte de la guía dedicada a la expansión El abismo de Artorias.  Próximamente continuaremos el recorrido. Como siempre, cualquiera es libre de copiar o reproducir esta guía. Tan sólo te pedimos que nos nombres como fuente.

Anuncios

12 Responses to “Dark Souls DLC El abismo de Artorias paso a paso (II): hasta el Municipio de Oolacile”


  1. 1 Frodo45127 diciembre 1, 2012 en 5:47 pm

    2 cosas para completar:
    – La estrategia tanque si funciona contra Artorias, pero debes ir con un buen tanque (Armadura de Havel o de guardian, escudo de Havel si puede ser, y 35-40 de energia). Con eso no te da NINGÚN ataque, comprobado. Y te sobra energia para darle 1 o 2 golpes.
    – Cuando hace la carga-explosión esa, AUMENTA su ataque. Es mejor matarlo rápido, que recuerdo que cuando me lo pasé, al principio me quitaba 1/3 de la vida de un golpe, después de 2 cargas, me vaciaba la barra de un golpe.

  2. 5 pepito_grillo marzo 24, 2013 en 11:29 pm

    No es por alardear pero si tienes el espadón de dragón ( cortando la cola al dragón de lago ceniza) un poco mejorado puedes tumbarlo fácilmente a la primera, yo lo hice y no soy ningún portento, pues esa mala bestia a +4 y dos manos le mete unas ostias de 450 más o menos. Sin duda lo mejor para los boss.

  3. 6 Raptor17 mayo 26, 2014 en 12:17 am

    la estrategia tanke con mas de 400 defensa sirve yo lo hice con armadura de guardian mesclada con la de hiero negro y una alabarda de caballero negro +5 a dos manos y cae facil siempre q priorises la curacion antes q el daño, con cuidado en 10 golpes cae o menos

  4. 7 Gaizkolo Pirolo mayo 27, 2016 en 11:49 am

    pues llegaba yo aqui acojonado, por lo que escribes y mis hamijos me cuentan, y porque vi a un colega intentarlo como 10 o 15 veces, dandose humanidad y la hostia y…….. me lo he pasado a la 2….. si a la 2…. no es que yo sea un jugador de la hostia, de hecho el puto leon de la entrada me ha costado bastante, y matar a mi primer caballero plateado o a los gigantes de piedra que hay antes del astorias me resulta la hostia de dificil, pero este a la segunda (Ornstein y Smough casualmente tampoco se me resistieron tanto). Voy entero de caballero plateado, excepto el escudo que es el de hierba. Llevo el anillo de proteccion de acero y el de Havel y la espada de caballero plateado la tengo a +5. y lo que mas me he subido ha sido aguante y vitalidad porque al resto ni puto caso le he hecho. En fin, suerte de principiante supongo.

  5. 9 Edgar mayo 31, 2017 en 2:31 pm

    Hola una pregunta recien lo he pillado este juego y estoy en este dcl he oido de carne ferrea pero que requisitos debo tener para utilizarla no soy piromantico soy caballero de nivel 91

    • 10 frikadasmil mayo 31, 2017 en 3:15 pm

      Hola. Hace tiempo y no recuerdo muy bien, pero según tengo entendido tienes que tener la llama piromántica (el guante rojo de piromante, vamos). Después, lógicamente, tener el hechizo y equipártelo. Si no tienes nivel para usar el hechizo tendrás que subir el guante a base de almas (te lo sube el piromante ese que se rescata en las profundidades y que está atrapado dentro de un barril. Laurentos o Laurentius o algo así se llama. Él mismo te venderá el guante también, por cierto, si no lo tuvieras). Saludos.

      • 11 Edgar mayo 31, 2017 en 4:28 pm

        Muchas gracias por el dato pensaba que no lo ibas hacer ya que el post tiene ya un tiempo y bueno parece que me ha cogido una etapa de jugar en PC y PS4 despues del trabajo vamos que no tienes idea he acabado sagas como Assassins Creed, Batman, Bioshock, Dead Space, Star Wars: Unleashed, Alone in the Dark, etc. etc., saludos.


  1. 1 Dark Souls DLC El abismo de Artorias paso a paso (III): el fin + recapitulando « Frikadasmil Blog Trackback en noviembre 23, 2012 en 7:05 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: